Cómo hacer la mejor masa de pizza casera – Receta fácil

La pizza es uno de los platos más populares que existen. Desde el clásico queso y pepperoni hasta combinaciones únicas de sabores e ingredientes, este plato italiano es querido por muchos. Pero más que añadir ingredientes a una masa comprada en la tienda, es preferible hacer tu propia masa de pizza. Afortunadamente, hacer una masa de pizza casera no es nada difícil. Aquí tienes una receta fácil y deliciosa sobre cómo hacer la mejor masa de pizza en casa.

Ingredientes que necesitarás

Hacer masa de pizza en casa sólo requiere unos pocos ingredientes básicos. Necesitarás:

– Harina común – 4 tazas
– Levadura seca – 1 paquete
– Azúcar – 1 cucharadita
– Sal – 1 cucharadita
– Aceite de oliva – 2 cucharadas
– Agua tibia – 1 ¼ tazas

Instrucciones

Hacer la masa es rápido y fácil. Esto es lo que tienes que hacer:

1. Activar la levadura – Activar la levadura

Mezcla agua tibia con la levadura, removiendo hasta que la levadura se disuelva por completo. Deja reposar la mezcla durante 5 minutos para que la levadura se active.

2. Mezcla los ingredientes secos

En un bol grande, mezcla la harina, el azúcar y la sal. Haz un hueco en el centro y vierte la levadura activada y el aceite de oliva.

3. Amasar la masa

Mezcla bien los ingredientes hasta formar una bola pegajosa. Vuélcala sobre una superficie ligeramente enharinada y amasa durante 10-15 minutos o hasta que la masa esté elástica.

4. Dejar levar la masa

Coloca de nuevo la masa en el bol, tápala con un paño húmedo y resérvala en un lugar cálido durante aproximadamente una hora o hasta que la masa duplique su tamaño.

5. Dar forma a la masa

Vuelca la masa sobre una superficie ligeramente enharinada y amásala suavemente durante unos minutos. Divídela en dos partes iguales y extiende cada masa con el rodillo para darle la forma o el tamaño deseado. Si quieres hacer una forma determinada, utiliza un cortador de galletas para conseguir la forma deseada.

¡Y ya está! Tu masa de pizza casera ya está lista para cubrirla con tu salsa, queso e ingredientes favoritos.

Consejos y trucos

– Si no dispones de agua tibia, también puedes utilizar agua templada.

– Asegúrate de utilizar levadura de alta calidad.

– Refrigera la masa que no hayas utilizado hasta 3 días.

– Coloca la masa de pizza sobre una paleta enharinada antes de cubrirla y transferirla a la piedra de hornear.

– La forma mejor y más eficaz de hornear la pizza es a temperaturas extremadamente altas (de 590°F a 660°F). Puedes conseguirlo en un horno para pizzas o en un horno muy caliente.

Conclusión

Hacer una masa de pizza casera es fácil, rápido y, sin duda, merece la pena en comparación con la masa de pizza comprada en la tienda. Con unos pocos ingredientes básicos y unos sencillos pasos, puedes hacer tu propia masa de pizza, deliciosa y sabrosa. Así que saca los cuencos y prueba a hacer hoy mismo esta receta fácil de masa de pizza.

Démosle un giro científico a esto:

La preparación de la masa de pizza casera involucra un proceso químico fundamentalmente relacionado con la levadura y su interacción con otros ingredientes. Aquí te explico el proceso paso a paso:

1. Activación de la levadura: La levadura es un organismo microscópico que se alimenta de azúcar y produce dióxido de carbono como subproducto. En esta receta, la levadura se activa mezclándola con agua tibia y una pequeña cantidad de azúcar. El azúcar proporciona un alimento inicial para la levadura y estimula su crecimiento. El agua tibia es esencial para activar la levadura; debe estar a la temperatura adecuada (aproximadamente entre 100°F y 110°F o 37°C a 43°C) para que la levadura funcione correctamente. Durante este proceso, la levadura comienza a consumir el azúcar y produce burbujas de dióxido de carbono, lo que hace que la mezcla aumente de volumen. Esto se conoce como «fermentación».

2. Mezcla de ingredientes secos: Mientras la levadura se activa, se mezclan los ingredientes secos en un bol grande. Esto incluye la harina y la sal. La harina proporciona la estructura básica de la masa y la sal añade sabor.

3. Formación de la masa: Una vez que la levadura está activada y burbujeante, se agrega a la mezcla de harina y sal, junto con el aceite de oliva. La levadura continúa su proceso de fermentación dentro de la masa, liberando más dióxido de carbono a medida que consume azúcar. Esto hace que la masa se vuelva ligera y esponjosa. La mezcla se trabaja hasta que todos los ingredientes estén completamente incorporados y se forme una masa pegajosa.

4. Levado de la masa: La masa se coloca en un bol, se cubre con un paño húmedo y se deja reposar en un lugar cálido durante aproximadamente una hora. Durante este tiempo, la levadura sigue liberando dióxido de carbono, lo que hace que la masa duplique su tamaño. Esto es esencial para obtener una masa aireada y ligera.

5. Estirado y forma de la masa: Después del levado, la masa se trabaja nuevamente, se divide en porciones y se estira para darle la forma deseada de la pizza. Esta etapa no involucra procesos químicos significativos, pero es esencial para preparar la masa para su cobertura y horneado.

Conclusión: En resumen, la preparación de la masa de pizza casera implica principalmente el proceso de fermentación de la levadura, que produce dióxido de carbono y hace que la masa aumente de tamaño y se vuelva esponjosa. Este proceso químico es fundamental para obtener una masa de pizza deliciosa y con una textura adecuada. La combinación de ingredientes secos, líquidos y levadura en las proporciones correctas es esencial para lograr el resultado deseado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio utiliza cookies.    Más información
Privacidad
Verificado por MonsterInsights