Delicioso pan de calatrava: receta tradicional y fácil de preparar en casa

Introducción

Cuando se trata de postres españoles, el Pan de Calatrava es uno de los favoritos de todos los tiempos. Es un postre tradicional, especialmente popular en la región sur de España. Este postre es una exquisita combinación de caramelo y natillas aterciopeladas, por lo que resulta delicioso y se deshace en la boca.

Si buscas un postre para sorprender a tus invitados en la próxima cena o simplemente quieres darte un capricho delicioso, el Pan de Calatrava es la elección perfecta. ¿Y lo mejor? Es fácil de preparar en la comodidad de tu casa.

Ingredientes

Aquí tienes los ingredientes que necesitarás para preparar este delicioso postre:

  • 5 huevos
  • 1 litro de leche
  • 200 gramos de azúcar
  • 1 rama de canela
  • 2 cucharadas de maicena
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • Para el caramelo:
  • 200 gramos de azúcar
  • Agua (suficiente para cubrir el azúcar en la sartén)

Instrucciones

Paso 1: Precalentar el horno

Precalienta el horno a 180°C.

Paso 2: Haz el caramelo

En un cazo pequeño, añade 200 gramos de azúcar y agua suficiente para cubrirlo. Ponlo a fuego medio y cuécelo hasta que adquiera un color marrón claro. Remuévelo con frecuencia para que se caramelice uniformemente. Vierte el caramelo en una fuente de horno y déjalo enfriar.

Paso 3: Hacer las natillas

En un cazo grande, pon a hervir la leche, la canela y el azúcar. Reduce el fuego para mantenerlo caliente, mientras preparas la mezcla de las natillas.

En un cuenco, bate los huevos, la maicena y el extracto de vainilla.

Vierte lentamente la mezcla de huevos en la leche caliente, sin dejar de remover, hasta obtener una textura suave y cremosa.

Paso 4: Vierte la mezcla de las natillas en la fuente de horno

Vierte la mezcla de las natillas en la fuente de horno con el caramelo. Golpea suavemente la fuente para que se asiente la mezcla.

Paso 5: Hornear

Coloca la fuente en el horno precalentado y hornea durante 45-50 minutos. Comprueba el color introduciendo un palillo en el centro. Si sale limpio, el Pan de Calatrava está listo.

Paso 6: Enfriar y servir

Retira la fuente del horno y deja que se enfríe durante 10-15 minutos. Enfríala en el frigorífico durante al menos dos horas. Una vez frío, invierte el molde sobre un plato, dejando que el caramelo fluya.

Corta el Pan de Calatrava en rebanadas cuadradas y sírvelo frío.

En resumen

Hacer un delicioso Pan de Calatrava es fácil y sólo requiere unos pocos ingredientes. Lo mejor es que la receta es flexible, lo que significa que puedes añadir tu variación a este postre tradicional. Puedes añadir pasas, sustituir la canela por nuez moscada o cubrirlo con los frutos secos que prefieras.

Sirve este flan español, y tendrás el corazón y las papilas gustativas de todos. ¡Que aproveche!

Demosle un giro científico a esto:

El Pan de Calatrava es un postre español delicioso que combina natillas aterciopeladas con caramelo y se derrite en la boca. La preparación de este postre involucra varios procesos químicos y físicos interesantes. Aquí te explico los principales:

  1. Caramelización del azúcar: El primer proceso químico clave ocurre al hacer el caramelo. En una sartén, se calienta el azúcar y se añade agua suficiente para cubrirlo. A medida que el azúcar se calienta, comienza a descomponerse y someterse a una reacción de caramelización. Las moléculas de azúcar se descomponen y se combinan para formar compuestos que le dan al caramelo su color y sabor característicos. Este caramelo se vierte en el fondo de la fuente de horno.
  2. Gelatinización del almidón: En la preparación de las natillas, se mezclan los huevos, la maicena y la leche. La maicena, que es un almidón, juega un papel importante. A medida que la mezcla se calienta en la estufa, el almidón experimenta una gelatinización. Esto significa que las moléculas de almidón absorben agua y se hinchan, lo que resulta en la formación de una estructura gelatinosa. Este proceso espesa las natillas y les da su textura cremosa.
  3. Coagulación de las proteínas: Cuando se añade la mezcla de huevos a la leche caliente, se produce otro proceso químico importante. Las proteínas presentes en los huevos se desnaturalizan y coagulan debido al calor. Esto significa que las moléculas de proteína cambian su estructura y se agrupan, lo que ayuda a espesar aún más las natillas y proporciona una consistencia aterciopelada.
  4. Enfriamiento y solidificación: Una vez que la mezcla de natillas se vierte sobre el caramelo en la fuente de horno, se somete a un proceso de enfriamiento y solidificación en el horno. A medida que se hornea, las natillas se solidifican y toman forma. El tiempo de horneado permite que las natillas se cocinen y se conviertan en una estructura firme pero suave.
  5. Inversión del postre: Después de enfriar en el refrigerador, el postre se invierte sobre un plato, permitiendo que el caramelo fluya por encima, cubriendo las natillas y creando una presentación atractiva.

En resumen, el Pan de Calatrava es el resultado de varios procesos químicos y físicos, como la caramelización del azúcar, la gelatinización del almidón, la coagulación de las proteínas y la solidificación de las natillas. Estos procesos transforman ingredientes simples en un postre exquisito que se derrite en la boca y es una delicia para los amantes del dulce.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio utiliza cookies.    Más información
Privacidad
Verificado por MonsterInsights